Dos horas felices ganseando en un campamento antártico

Camp 1: aventuras pixeladas en el culo del mundo

Escrito por en Indiegencias - 18 junio, 2015

Ya va siendo hora de salir de esa taquicárdica caja de resonancia de sueños rotos que es el E3 para volver a la cruda realidad, o al menos a esa en la que buscamos divertimentos inmediatos, tangibles y lo más económicos posibles. Camp 1 es una aventura Point and click gratuita de pixelada estética realizada con la herramienta Adventure Game Studio por unos suecos la mar de salaos que han compartido su obra de forma altruista para hacer de nuestro mundo un lugar mejor.

“Pero chato, me vas a vender el enésimo jueguecillo lowres de tercera regional, ¿por qué no nos explicas directamente cómo jugar A LA RANA CON UN DURO?”. No se alarme, inquieto y pragmático jugador. Estas propuestas  nos salen por las orejas precisamente por lo fácil que es hacer cosas utilizando el mencionado AGS y un poco de maña con el Paint, pero en este caso la producción, aunque humilde en su concepción, podría pasar por cualquier monería noventera de Westwood, por no mencionar a los dinosaurios de siempre.

camp-1-screenshot

La cosa va de lidiar con la soledad como trabajador en un campamento junto una prospección minera donde, como le suele pasarle a cualquier policía neoyorquino cinematográfico el día antes de su jubilación, las cosas se ponen chungas justo antes de quitarse de en medio. Se entra al trapo muy bien gracias a su estética y el buen uso de una paleta de colores ínfima y unos trazos vagos que juegan mucho con eso de poner de nuestra parte para componer e imaginarnos la escena.

De La Cosa de Carpenter tiene un aire tanto por la ambientación como por parte del desarrollo del juego, y no me refiero a que a un perro le salgan tres pollas extraterrestres de la espalda. La cosa (prrrr) va por otros derroteros. No hay sistema de verbos a la SCUMM, y con mirar, usar y relacionar objetos del inventario ya da para un montón de puzzles interesantes, algunos de ellos algo jodidos hasta el punto de tener que tirar de libretita para apuntar mierdas. Pero lo que importa: todas las acciones son coherentes y deducibles. Dense un capricho de dos horitas.

Ubisoft me está tocando la infancia

Los juegos de Devolver Digital en el E3 2015