Dragon Age Keep: Importación de partidas DIY

Escrito por

Resulta que un servidor anda rejugándose Dragon Age: Origins para tener algo que importar al inminente Dragon Age: Inquisition y hoy mismo me entero (quizás por no haber buscado antes y entonces me lo merezco) que no es posible la importación de partidas de los anteriores Dragon Age. Entonces, para quitarnos un poco el sabor de chapuza de la boca, EA ha lanzado la aplicación Dragon Age Keep.

El valor del tiempo

Escrito por

Tu tiempo vale el tiempo que te quede. Ley de oferta y demanda. Básico. Cuando un bien sobra y la demanda está cubierta, su valor es menor. Según va escaseando, el precio sube. Cuando eres adolescente tienes todo el tiempo del mundo para malgastar. Puedes molestarte en conocer a gente insulsa, practicar hobbys estúpidos o remolonear en la cama los sábados. Puedes pasar por varias mujeres de tu vida, que siempre habrá tiempo de encontrar la definitiva (o no). Si tienes más de 25 años y sigues perdiendo el...

Jugadores veganos añaden más leña al fuego

Escrito por

Por si no teníamos suficiente con sentirnos culpables y/u ofendidos cada vez que manejábamos un personaje femenino con una talla de sujetador de tres cifras, el colectivo de jugadores veganos denominado VeGamers han decido saltar a la palestra y echar más leña al fuego al ya de por sí aborrecible fenómeno del #GamerGate.

Retro Amor: Crash Bandicoot

Escrito por

Hay varias épocas tanto o más oscuras que el tracto rectal de Rouco Varela dentro del mundo del videojuego. Una de ellas se inicia con la puesta en escena de las consolas de 32 y 64 bits, sucesoras de mastodontes como Mega Drive, Super Nintendo o Neo-Geo, quienes nos hicieron babear durante años con maravillas pixeladas. El caso es que a mediados de los 90 muchos juegos supusieron patadas en los hocicos del buen gusto, y bastantes de los que por entonces parecieron apañados ahora dan la sensación de ser...

Análisis: Gods Will Be Watching

Escrito por

Cuando Deconstructeam publicó la primera versión de Gods Will Be Watching para la Ludum Dare, nos dejó a todos bastante flipados. Aquel pequeño juego hacía cosas complicadísimas y contaba mucho con una sola escena, en un solo plano. Desde que os hablamos de aquella indiegencia gratuita ha pasado año y medio: ahora es un juego comercial, financiado por crowdfunding, publicado en todo el mundo por Devolver Digital y con reviews en toda la puta prensa internacional. Ojete calor.

Mis disculpas a Altaïr

Escrito por

De todos es sabido que el primer Assassin's Creed es un objeto de burla recurrente en esta casa. Lo hemos usado como ejemplo de cuando el hype sale mal o cuando las críticas suelen ser demasiado benévolas para lo que resulta ser el juego. A pesar de ser un seguidor de la saga de Ubisoft, empecé directamente por la segunda entrega de la saga y nunca había dado la oportunidad que se merece a la primera entrega debido a los comentarios negativos que recibían las aventurillas medievales de...

Top 10: juegos deportivos que han envejecido mejor que Míchel

Escrito por

Aunque todavía no lo sepáis, muchos de los simuladores deportivos actuales, los cuales rebosan jraficazos con texturas hasta para los poros de la piel, acabarán no ya obsoletos, sino incrustados en el cementerio de las obras que se van al garete porque su jugabilidad ha quedado más que desfasada por el tiempo. Por poner un ejemplo, FIFA 98 lo petó en su tiempo... y de no ser por que incluía un "modo fútbol sala" de él ahora no se acordaría ni Panete. No obstante, hoy no venimos a reivindicar...

Halfway

Escrito por

Halfway es un SRPG de gráficos elegantemente pixelados, que destaca entre la miríada de videojuegos independientes del catálogo de Steam por no venir financiado a través de Kickstarter ni haber estado un par de meses en Early Access. Habiendo probado el resultado, por desgracia, me atrevería a decir que ninguno de estos pasos previos le hubiese venido especialmente mal a un juego que se conforma con mostrar un bonito continente, y se olvida completamente del contenido. No me gusta que no me guste un juego. Y me desagrada...